Materia prima

Flan de turrón de Jijona y tostada de secreto ibérico con turrón de Jijona

Casi seguro que les ha sobrado algo de turrón muy posiblemente en esta Navidad. Nunca mejor dicho, más vale que sobre que falte. Porque el turrón de Jijona, el de textura blanda (refinado o con trocitos de almendra), el único de su género en el mundo con Indicación Geográfica Protegida (IGP) y amparada por las autoridades sanitarias y agroalimentarias de la Unión Europea, siempre es un producto altamente natural, saludable y energético. Y cuya fusión el el fogón o en el de la repostería es un hecho del que dan cuenta los más suculentos paladares.

En Turrones Juan Verdú Sirvent tenemos claro que el turrón de Jijona, con fecha de consumo preferente de in año (aunque su perdurabilidad es superior si se conserva en lugar fresco y seco), puede hacer que en nuestros fines de semana o en el día a día nos convirtamos en unos perfectos cocinitas.

Es por eso que os traemos aquí dos de las múltiples posibilidades que ofrece el turrón de Jijona de textura blanda para ser reciclado o reutilizado en lo que se denomina receta de aprovechamiento de modo espectacular y siempre muy agradecido por nuestras papilas gustativas. Vaya, un auténtico bocado delicatessen.

 

Flan de turrón de Jijona

Ingredientes

1 tableta de 300 gramos de turrón de Jijona, mejor si es granulado; 500 mililitros de leche entera o semidesnatada, también se puede sustituir por nata; 5 huevos tamaño xl; 5 cucharadas de azúcar (para el flan); 5 cucharadas de azúcar (para el caramelo). Para 8 personas. En términos nutricionales, supone 315kcal. por cada 100 gramos.

El proceso es de lo más sencillo y divertido al mismo tiempo. Se logra una textura cremosa propia del flan tradicional, el de toda la vida, junto a la textura extraordinaria del turrón de Jijona de almendra y con granitos del propio fruto seco tostado. Se trata de combinar todos estos ingredientes y de hornear al baño María. Dependiendo el tipo de molde, se recomienda media hora de horneo para los pequeños individuales y una hora si el molde es único y de tamaño mediano o grande. O incluso algo más tiempo.

Preparación paso a paso

  • Con la ayuda de un tenedor aplastamos el turrón hasta deshacerlo. En un bol ponemos el turrón deshecho con la leche y trituramos con la batidora o en un robot de cocina hasta que no queden grumos.
  • En otro bol batimos los huevos con el azúcar hasta que la mezcla se vuelva blanquecina. Añadimos la crema de turrón y leche y mezclamos bien. Reservamos.
  • Se precalienta el horno a 175º C.
  • Se hace el caramelo. En un cazo pequeño ponemos las 5 cucharadas de azúcar y lo calentamos a fuego alto. Cuando vemos que empieza a tomar color bajamos un poco el fuego y tras inclinar el cazo lo vamos moviendo hasta que vemos que el azúcar se haya vuelto de color dorado. Que no se queme, pues si no se vuelve amargo. Y evitar un quemado, pues con el azúcar a muy alta temperatura resulta fatal para las personas.
  • Se llena cada flanera individual o única con toda la mezcla.

Cocción

  • Se colocan las flaneras en una bandeja grande con 3 dedos de agua. Horneamos durante 30 minutos o hasta que al introducir la punta de un cuchillo esta sale limpia. Una hora o una hora y media si la flanera es única de mayor tamaño para que cuaje perfectamente.
  • Una vez horneado dejamos enfriar los flanes a temperatura ambiente y luego en la nevera hasta el momento de consumirlos. Hay que tener en cuenta que, si queremos reducir el tiempo de preparación, se puede usar una olla express colocando la flanera tapada. Ya sea con su propia tapa, si la tuviera, o con un papel de aluminio. Llenar la olla de agua hasta más o menos la altura de la mezcla. Se tapa la olla y se deja cocer unos 15 minutos.

Un postre con el que siempre se triunfa ante la familia o amigos. Una textura cremosa muy superior al del flan tradicional debido al aporte y consistencia del turrón de Jijona (elaborado con dos emulsiones de miel, azucar, miel de romero o azahar y almendra tostada). Un auténtico delicatessen, que a la hora de presentarse y servirse incluso se puede acompañar en su superficie por unas virutas o migajas de turrón Jijona, lo que lo identifica y potencia aún más su sabor total.

Tostada de secreto de cerdo con turrón de Jijona

Ingredientes

Pan a rebanadas, secreto de cerdo, a ser posible ibérico al tener más sabor y menos nervio y grasa, crema o salsa de turrón de Jijona, que se puede conseguir fácilmente con el aplastamiento de los trozos y virutas de turrón en un bol al que se vierte algo de lecho o nata (dependiendo de lo esponjosa que queramos la crema). Se bate hasta que no queden grumos. Una cebolla o media, en función de las tostadas a preparar.

Preparación paso a paso

  • Se corta la cebolla en aros finitos y se sofríe en una sartén.
  • Se carameliza la cebolla al añadirle una cucharada o dos de azúcar y se da otra vuelta en la sartén.
  • Depués se sofríe sobre el aceite restante el secreto de cerdo ibérico hasta que quede bien pasadito. Se ponen los dos ingredientes sobre las rebanadas de pan y se añade la crema de turrón, en cantidad al gusto. ¡Y listo para degustar un placer adulto!