Envíos gratis a península 45€ | A Europa precios desde 9,95€
0
0
Subtotal: 0.00

No hay productos en el carrito.

No hay productos en el carrito.

Envíos gratis a península 45€ | A Europa precios desde 9,95€
neulas

¿Qué son las neulas y cómo es su elaboración?

Las neulas son un postre navideño típico de Cataluña. Se trata de unas galletas o barquillos de textura crujiente y sabor dulce, que se suelen degustar mojadas en cava o licores de sobremesa. 

Se sabe que ya se consumían en la Edad Media. Ya por entonces, se sumergían en vino especiado. También gustaban mucho a los reyes y la nobleza, aunque entre los cortesanos y el pueblo llano también se consumían. No es de extrañar, pues su delicioso sabor y su textura crujiente las convierten en todo un regalo para el paladar.  

Desde Turrones Verdú Sirvent, como expertos en elaboración de dulces artesanos, te hablamos más en detalle sobre este dulce.  

¿Cómo se hacen las neulas? 

Este dulce medieval se elabora de forma artesanal y su receta se ha transmitido de muchas formas, tanto de forma oral de generación en generación como en manuscritos conservados en monasterios. Existe la teoría de que la idea original de este postre pudo surgir en un convento.  

Se caracterizan porque se requiere de cierta maña hacerlas bien. Lo que se busca es obtener una textura muy fina y crujiente. Deben ser ligeras “como la niebla”, que se deshagan en la boca. De ahí el nombre “neula”, derivado de la palabra latina “nebula” que significa niebla. 

Elaboración

Los ingredientes de las neulas son sencillos y suelen estar disponibles en cualquier cocina: harina, azúcar, huevo y mantequilla. Opcionalmente, se le puede añadir vainilla  

Se comienza amasando todos los ingredientes. Todo con el mayor mimo y esmero, hasta obtener una masa muy fina y elástica. Luego se deja reposar antes de continuar con el laminado. Hay quien recomienda hacerlo durante toda la noche en el refrigerador, cubierta con film transparente. 

El paso siguiente consiste en estirar la masa en láminas muy finas, usando un rodillo. Un secreto de los expertos es utilizar un poco de mantequilla de calidad al laminar la masa. Esto le aporta más elasticidad y finura, y facilita el estirado de las láminas. Además, mejora el sabor y la textura finales. 

A continuación, las láminas se hornean a alta temperatura durante unos minutos, vigilando que no se doren demasiado para conservar su flexibilidad.  

El momento más delicado llega tras sacarlas del horno: hay que enrollarlas en moldes de metal mientras aún siguen calientes, para que tomen la forma cilíndrica característica. 

Tras sacar las láminas del horno se enrollan en los moldes metálicos mientras están calientes. De esta forma adoptan la típica forma tubular. Este procedimiento requiere práctica. 

Para finalizar la receta, se dejan enfriar antes de retirarlas de los moldes.Una vez frías ya están listas para disfrutar, pero dicen los expertos que su sabor mejora si se guardan en recipientes herméticos unos días antes de Navidad. 

¿Es lo mismo una neula que un barquillo? 

Aunque algunas personas pueden confundirlas, quienes probaron las neulas saben diferenciarlas perfectamente. Eso sí, tienen muchas cosas en común. 

Para empezar, se elaboran con ingredientes básicos similares como la harina, huevos y mantequilla, y su proceso de elaboración presenta también ciertas similitudes, como laminar la masa en láminas finas, hornearlas y moldearlas calientes para darles forma.  

Además, ambos postres son galletas que se consumen en seco o con un acompañamiento líquido, como el helado en el caso del barquillo. 

Diferencia entre neulas y barquillos 

Las diferencias entre las neulas y los barquillos son sutiles, pero pueden resumirse en algunos puntos clave: 

  • La neula es un dulce navideño típico de Cataluña (allí se llaman neules) que adoptó su forma cilíndrica alrededor del siglo XVII, mientras que el barquillo puede tener varios orígenes anteriores al siglo XII y puede ser plano, cónico o cilíndrico. 
  • Las neulas suelen ser más finas y tienen una textura más delicada y crujiente. Además, se suelen aromatizar con vainilla. 
  • La forma de las neulas suele ser más perfecta, al destinarse principalmente al mercado navideño, mientras que el barquillo se consume todo el año y es más industrial.

En definitiva, se puede decir que la neula es una variante premium y navideña del clásico barquillo. Un auténtico postre gourmet con mucha tradición. 

Tradición de las neulas 

Una de las tradiciones más extendidas, que aún se mantiene, es la de mojar este dulce en diferentes vinos, especialmente durante las fiestas navideñas, pero también en carnaval. Esta costumbre se remonta al menos hasta el siglo XVIII cuando se cuenta que la gente los mojaba en vino blanco o malvasía.  

En la Edad Media era común estampar pequeños emblemas o textos en las neulas antes de cocerlas, como se hacía antiguamente con las hostias. También formaba parte de la tradición en algunas zonas de Cataluña el comerlas juntas durante la misa del domingo. 

En las fiestas navideñas se conocen algunas tradiciones. En pueblos de Empordà solían soltar pájaros con neulas atadas a las patas en la misa del gallo. En el monasterio de San Pedro de Rodas los monjes las tomaban con vino cada Navidad. Además, era costumbre en muchos lugares consumirlas cada domingo desde el 8 de diciembre hasta bien pasada la Navidad. 

 

Carrito de compra